La madre tierra está viva, sus venas son los ríos, su cuerpo los mares, los bosques, las selvas y lagos. El mundo animal, vegetal, mineral, espiritual y cósmico son el alma del planeta. Todos los seres somos necesarios para mantener la vida en equilibrio y energía. Los pueblos originarios sabemos que no es posible el crecimiento económico sin fin en un planeta finito, por eso somos los guardianes y protectores de esta casa común, somos los hijos que respetan a su madre.

Defender la vida es recordar que por esta tierra caminaron las abuelas, los abuelos, defender la vida es cuidar el futuro de quienes la van a habitar.

elijodignidad.org
#ElijoDignidad
#DíaMundialDelMedioAmbiente


0 Comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *